Biscuits americanas con chips de chocolate

Biscuits Americanas con chips de chocolate

Sé que cuando escuchamos la palabra biscuit todos pensamos en una galleta y, a ser posible, con muchas pepitas de chocolate, pero en este caso vamos a preparar unas biscuits americanas. 

Cuando los americanos hablan de biscuits se refieren a un pan elaborado con mantequilla, redondo, pequeño y no demasiado dulce, con el que acompañan algunas comidas. 

Esta receta es un tipo de biscuit a la que añadiremos pepitas de chocolate. Son perfectas para degustar en el desayuno o la merienda; su sabor ligeramente salado parece pensado para combinarlas con el amargo del chocolate.

Personalmente reconozco que me encantan y creo que no seré la única. Recomiendo que os atreváis a probarlas con o sin glaseado, añadiéndolo a unas sí y otras no. Seguro que para algunos/as de  vosotros/as el sabor dulce y denso del glaseado será imprescindible y para otros/as el sabor sutil de las biscuits será perfecto sin él. 

Receta adaptada del blog Wood & Spoon.

Biscuits con pepitas de chocolate

Biscuits Americanas con Chips de Chocolate

Notas

 
INGREDIENTES
Para la masa de las biscuits:
  • 290 g de harina de todo uso. 
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear (tipo Royal).
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato.
  • 3/4 de cucharadita de sal. 
  • 120 g de queso crema a temperatura ambiente (tipo Philadelphia).
  • 65-70 g de mantequilla fría en dados + 20 g de mantequilla derretida para pincelar las biscuits.
  • 90 g de pepitas de chocolate (en mi caso utilicé 45g de chocolate con leche y 45g de chocolate amargo). 
  • 180g de buttermilk fría (170 g de leche entera+ 10-12g de zumo de limón, aproximadamente el zumo de medio limón). 
Para el glaseado:
  • 60 g de queso crema a temperatura ambiente.
  • 110g de azúcar glas.
  • 1 ó 2 cucharadas de leche. 
PREPARACIÓN
  1. Prepara un recipiente grande para mezclar los ingredientes y un prensador de patatas o un tenedor en caso de no tener prensador. 
  2. Precalienta el horno a 220º.
  3. Si no encuentras buttermilk en el supermercado es el momento de preparar tu buttermilk casera. Para ello mezcla 170g de leche entera y 12 g de zumo de limón y deja que el limón haga su trabajo; se formará una mezcla parecida al suero pasados unos minutos (10 aproximadamente). 
  4. A continuación, mezcla la harina, la levadura, el bicarbonato y la sal en un recipiente.
  5. Añade la mantequilla muy fría, cortada en dados, y el queso crema a los ingredientes secos, y con ayuda del prensador de patatas o un tenedor comienza a integrar los ingredientes. Quedará una textura arenosa, no tengas miedo de ayudarte con las manos para mezclarlo todo, no hace falta mezclar en exceso, aún no buscamos una masa uniforme.  
  6. Con una espátula añade la buttermilk que previamente has preparado y las pepitas de chocolate. Intégralos a la masa. No te asustes si la masa se ablanda un poco al añadir el líquido. Forma una bola con todos los ingredientes. Te recomiendo enharinarte las manos para este último paso. 
  7. Espolvorea un poco de harina sobre una superficie, divide la masa en dos y extiéndela con un rodillo de cocina hasta tener unos 2 cm de ancho.
  8. Con un cortador redondo de unos 4 cm (yo he utilizado uno de galletas pequeño) comienza a cortar la masa en círculos y a colocarlos sobre la bandeja del horno con cierta separación, como si quisieras hacer galletas. Posteriormente coloca encima una segunda porción y presiona ligeramente. Será una biscuit de dos pisos en este caso.
  9. Pincela ligeramente con un poco de mantequilla derretida sobre cada biscuit. De esta forma tendrán un bonito color dorado.
  10. Hornea a 220-230º dependiendo de la potencia de tu horno, hasta que las biscuits queden doradas.
  11. Deja las biscuits enfriar sobre una rejilla para que queden crujientes.
  12. Si te gustan dulces y con glaseado, déjalas enfriar ligeramente y prepara un glaseado con 60 g de crema de queso a temperatura ambiente, 1-2 cucharadas de leche y 110g de azúcar glas.
13. ¡A disfrutar!
Chocolate chip biscuits

La primera observación es que no os habéis confundido al leer la receta; la masa no lleva azúcar.

El glaseado es completamente opcional. La receta original de Wood & Spoon lo lleva, y por ello decidí probar ambas versiones. El glaseado les da una apariencia excepcional, pero si te gustan los dulces en los que contrasta el sabor dulce y el salado te recomiendo que los pruebes sin él. 

Aconsejo utilizar al menos la mitad de las pepitas de chocolate de chocolate amargo con alta presencia de cacao (el que venden en grageas para repostería es perfecto). Les dará un contraste amargo. 

Estas biscuits se pueden congelar perfectamente  sin glaseado si quieres reservar unas cuantas para otro día.

La cantidad de biscuits con la receta equivale a hornear dos bandejas de horno (pensad que llevan levadura y hay que hornearlas con cierta separación).  Podéis hornear 8-9 minutos ambas bandejas en el horno simultáneamente. Deberás cambiar su posición a mitad del horneado.

Chocolate Chip Biscuits

Notas

 
For the biscuits:
  • 290 g all purpose flour. 
  • 2 teaspoons baking powder (as Royal).
  • 1/4 teaspoon baking soda. 
  • 3/4 kosher salt. 
  • 120 g cream cheese (like Philadelphia).
  • 65-70 g cold butter + 20 g de melted butter to brush the biscuits.
  • 90 g chocolate chips  (I used 45 g milk chocolate and  45 g dark chocolate). 
  • 180 g  cold buttermilk  (170 g whole milk+ 10-12g lemon juice, around1/2 half lemon juice). 
For the frosting:
  • 60 g cream cheese. 
  • 110 g confectioner’s sugar. 
  • 1-2 tablespoons whole milk. 
 
COOKING INSTRUCTIONS
  1. Prepare one big bowl to mix all the ingredients and a potato presser or a fork if you don’t have presser. 
  2. Preheat the oven at 220º (fan).
  3. If you can’t buy buttermilk in the supermarket (it’s not easy in Spain) prepare your homemade buttermilk; add 12 g of lemon juice to the whole milk and let it rest for a few minutes. 
  4. Next, stir all your dry ingredients: flour, the baking powder, the baking soda and the salt.
  5. Add cold butter cut in cubes and cream cheese and use the presser or the fork to mix the ingredients. You will have a sandy texture with crumbs.
  6. With a spatula add the buttermilk and the chocolate chips. You can use some flour in your hands to form the dough. 
  7. Flour a surface and extend the dough until it has 2 cm inch.
  8. With a 4 cm cutter (I used a small cookie one) place the biscuits on your baking tray with some separation. After that place the second biscuit and combine the scrap.
  9. Brush the biscuits with melted butter.
  10. Bake them at 220-230º depending on your oven until biscuits have a golden brown. 
  11. If you prefer your biscuits with sugar topping, let them cool and prepare your frosting with 60 g of cream cheese room temperature, confectioner’s sugar and 1-2 milk teaspoons.
  12. ¡Enjoy!
Suscríbete para no perderte ninguna receta
 

2020-04-13

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *